Skip To The Main Content
 | Find A Physician | Careers

Enfermedad Celíaca

¿Qué es la enfermedad celíaca?

La enfermedad celíaca es una enfermedad digestiva que daña el intestino delgado debido a la sensiblidad al gluten, que se encuentra en el trigo, el centeno, la cebada y la avena. Esta enfermedad hereditaria interfiere con la absorción de los nutrientes de los alimentos.

Cuando las personas que tienen la enfermedad celíaca comen alimentos que contienen gluten, su sistema inmunológico responde dañando el intestino delgado. Se pierden las diminutas protrusiones en forma de filamentos, llamadas vellosidades, que revisten el intestino delgado y hacen posible la absorción de los nutrientes de los alimentos en la corriente sanguínea. Sin estas vellosidades, se produce la malnutrición, sin importar la cantidad de alimentos que la persona consuma.

La enfermedad celíaca es la enfermedad genética más común en Europa. En Italia, aproximadamente una de cada 250 personas tiene la enfermedad, y entre los irlandeses, una de cada 300 personas tienen la enfermedad celíaca. Se calcula que a 2 millone de estadounidenses se le ha diagnosticado la enfermedad celíaca; sin embargo, estudios recientes sugirieron uno de cada 133 estadounidenses podría padecerla, pero la enfermedad está sub-diagnosticada.

¿Qué causa la enfermedad celíaca?

La enfermedad celíaca es una enfermedad genética que se presenta en familias. Una persona puede tener la enfermedad y no saberlo hasta que se desencadene por intensa tensión emocional, el embarazo, una cirugía, lesión física, infección o alumbramiento.

¿Cuáles son los síntomas de la enfermedad celíaca?

La enfermedad celíaca afecta a las personas en formas diferentes. Algunas personas pueden desarrollar síntomas en la niñez, mientras que otras no experimentan síntomas hasta la edad adulta. Con el inicio de la enfermedad, algunos pueden tener diarrea y dolores abdominales, mientras que otros presentan irritablidad o depresión.

A continuación se enumeran los síntomas más comunes de la enfermedad celíaca. Sin embargo, cada individuo puede experimentarlos de una forma diferente. Los síntomas pueden incluir:

  • Diarrea crónica o estreñimiento.

  • Pérdida de peso.

  • Dolor abdominal recurrente e hinchazón.

  • Gases.

  • Heces malolientes y pálidas.

  • Anemia inexplicable.

  • Calambres musculares y, o dolor en los huesos.

  • Dolor en las articulaciones.

  • Sensación de hormigueo y adormecimiento en las piernas.

  • Retraso en el crecimiento.

  • Fatiga.

  • Erupción dolorosa en la piel.

  • Pérdida de los períodos menstruales (relacionada con la pérdida de peso excesiva).

  • Cambio de color en los dientes o pérdida del esmalte.

Algunas veces, las personas que tienen la enfermedad celíaca no tienen síntomas porque la parte no dañada del intestino delgado todavía tiene la capacidad de absorber suficientes nutrientes. Sin embargo, estas personas aún corren riesgo de complicaciones producidas por la enfermedad.

Los síntomas de la enfermedad celíaca pueden parecerse a los de otras condiciones o problemas médicos. Siempre consulte a su médico para el diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica la enfermedad celíaca?

Debido a que los síntomas de la enfermedad celíaca son similares a los de otras enfermedades digestivas como la enfermedad de Crohn, el síndrome del colon irritable, la colitis ulcerativa, la diverticulosis y las infecciones intestinales, puede ser difícil de diagnosticar.

Además del examen físico y la historia médica completa, los procedimientos para diagnosticar la enfermedad celíaca pueden incluir los siguientes:

  • Exámenes de sangre (para medir el nivel de anticuerpos al gluten)
    Los investigadores han encontrado que las personas que tienen la enfermedad celíaca tienen niveles más altos de lo normal de ciertos anticuerpos en la sangre. Estos anticuerpos son producidos por el sistema inmunológico en respuesta a sustancias (como el gluten) que el cuerpo percibe como amenazantes.

  • Biopsia
    Para diagnosticar la enfermedad celíaca, el médico puede extirpar una porción diminuta de tejido del intestino delgado, para comprobar si hay algún daño en las vellosidades. Durante el procedimiento, el médico usa un tubo delgado y largo, llamado endoscopio, que introduce a través de la boca y el estómago en el intestino delgado. Luego se toma una muestra de tejido utilizando los instrumentos que se pasan a través del endoscopio. Este procedimiento se considera como el "patrón de oro" para el diagnóstico de la enfermedad celíaca.

Tratamiento de la enfermedad celíaca:

El tratamiento específico de la enfermedad celíaca será determinado por su médico basándose en lo siguiente:

  • Su edad, su estado general de salud y su historia médica.

  • Qué tan avanzada está la enfermedad.

  • Su tolerancia a determinados medicamentos, procedimientos o terapias.

  • Sus expectativas para la trayectoria de la enfermedad.

  • Su opinión o preferencia.

Una dieta sin gluten es el único tratamiento para las personas que tienen la enfermedad celíaca. La observación de una dieta sin gluten es un requisito de por vida, puesto que cualquier comida con gluten le dañará más el intestino.

Para la mayoría de las personas, la eliminación del gluten de la dieta detendrá los síntomas, sanará el daño intestinal que ya ocurrió y evitará daños adicionales. Normalmente, una persona observará una mejoría en los síntomas a los pocos días de comenzar la dieta, y en un plazo de tres a seis meses el intestino delgado estará completamente sano, con las vellosidades intactas y funcionando. Para las personas mayores, la curación completa puede tardar hasta dos años.